Homeopatía General


MERCURIUS PROTOIODATUS



(Mercurius Iodatus Flavus Protoioduro de Mercurio)

Sintomas mentales de MERCURIUS PROTOIODATUS

* 1 Cuando está en la cama, piensa que hay un hombre en la habitación que intenta perforar su garganta con un barreno. Temor a ahogarse cuando tiene bocio. 2 Alegre, vivaz, locuaz, o triste, deprimido, destructivo.

Sintomas generales de MERCURIUS PROTOIODATUS

** 3 Agravación: de noche, antes de la 1, al despertar; en reposo; acostado del lado izquierdo; por el calor de la cama, en una habitación caldeada o por bebidas calientes; por el frío húmedo; en Primavera; por el viento frío cuando transpira. Mejor: por la presión fuerte; acostado sobre la derecha; al aire libre. * 4 Lateralidad derecha, o de derecha a izquierda (garganta y tórax). * 5 Es un medicamento de síntomas dolorosos concomitantes: cefalea con dolor precordial, dolor en el antebrazo derecho con dolor en la cadera, dolor precordial con dolor en el vientre. 6 Excesiva sensación de cansancio, como si fuera a desmayarse, con necesidad de acostarse, peor acostado del lado izquierdo, mejor sobre el derecho. 7 Ganglios y glándulas muy hinchados e indurados (ganglios cervicales y parótidas). * 8 Dolores como por astillas.

Deseos y aversiones de MERCURIUS PROTOIODATUS

9 Deseo de sal y de alimentos salados y ácidos.

Sintomas particulares de MERCURIUS PROTOIODATUS

10 Mareos al leer o levantarse de una silla. Cefalea frontal y en la raíz de la nariz, que lo embota, al despertar a la mañana. Sensaciones de plenitud, pesadez y compresión en la cabeza. Dolor en el vértex enseguida después de un dolor precordial. Cefalea del lado derecho. Sensación de que cruje la calota. Adormecimiento de la nuca. Prurito en el vértex o en todo el cuero cabelludo. * 11 Dolores en los huesos de la órbita derecha (al levantarse a la mañana) y de la izquierda (peor al agacharse). Vé nubes negras que flotan, cuando está acostado del lado izquierdo. Fotofobia excesiva. Ulcera de córnea. * 12 Secreción nasal mucosa o amarillo verdosa por delante y por detrás, necesita constantemente arrancarlas. Dolor e hinchazón en la fosa nasal derecha. Dolor agudo en el tabique. Dolores agudos en los senos frontales, peor acostado, de noche, por el calor de la habitación y por el tiempo frío y húmedo. Costras dentro de la nariz. * 13 Dolor y sensibilidad de toda la cara, sobre todo de los huesos. Dolor en el hueso malar derecho, que irradia a la frente y lado derecho de la cabeza; hay un punto que pulsa y quema como fuego, peor al tocar. Puntadas o latidos en las mejillas. ** 14 Siente los dientes muy largos (no puede comer), o secos, o como si estuvieran muy apretados en la encía, o con plenitud. Constante deseo de apretar los dientes, y lo hace con tal intensidad cuando duerme, que siente los músculos maseteros (y otros) cansados y doloridos al despertar. Mandíbulas rígidas. *** 15 Lengua cubierta de una capa espesa y amarillenta en la parte posterior, con los bordes y la punta rojos; o lengua amarillo sucia, o blanca o marrón; peor al despertar a la mañana. Boca y labios secos. Lengua dentada. *** 16 Anginas agudas o difteria que comienzan o están peor en el lado derecho, con adenopatías enormes y con dolores que se agravan al tragar en vacío o por líquidos calientes; con amígdalas hinchadas. Las seudomembranas, en la difteria, son blancas o amarillentas. Constantes deseos de tragar, con abundantes mucosidades muy adherentes en la garganta. Anginas crípticas. Depósitos caseosos blancos en la amígdala derecha, con pinchazos al tragar. Enrojecimiento de la cara posterior de la faringe, con pequeñas ulceraciones. Sensación de cuerpo extraño en la garganta. 17 Sed excesiva. Náuseas, con asco al ver la comida; con sensación de vacío o languidez. Gastralgias ardientes, cortantes o como por un golpe. 18 Vientre duro. Calor en el ombligo, como si tuviera un carbón ardiendo, peor al inspirar. Dolores como puntadas en el hígado, que van de derecha a izquierda, provocando mareos; los dolores mejoran presionando con la mano. Dolor en el hipocondrio izquierdo, con mareos al despertar a la mañana. Sensación de languidez o desmayo en el hipogastrio antes de defecar. Bubones indoloros. 19 Presión en el recto. Heces: líquidas, amarillentas, marrones, espumosas; blandas, copiosas, oscuras o negras. ** 20 Chancros duros en el pene, con adenopatía inguinal. Puntadas en el glande. Poluciones nocturnas copiosas, precedidas de sueños eróticos. * 21 Flujo amarillento en niñas y jovencitas. Flujo mucopurulento copioso todo el mes. Vómitos del embarazo, amarillo verdosos y amargos, con ardor y malestar gástrico, peor de mañana. Tumores mamarios, indurados y aún ulcerados; con dolores peor de noche y por el calor. 22 Afonía. Bocio con disnea peor de noche. Tos por cosquilleo laríngeo, peor de noche y por reír. Puntadas o dolores pulsátiles retroesternales. Dolores en el tórax a la izquierda, o de derecha a izquierda. Sensación de viento en el seno izquierdo. 23 Puntadas en el corazón, repentinas y duraderas, que le cortan la respiración. Sacudidas en el corazón. Palpitaciones. Pulso débil e irregular. 24 Nuca dolorida estando acostado, y al dar vuelta la cabeza. Dolores pulsátiles o adormecimiento entre los omóplatos o en el derecho. * 25 Dolores óseos en los miembros. Dolor en el antebrazo derecho peor escribiendo; simultáneo con dolor en la cadera izquierda; peor por la presión, movimiento o frotarse. Dolores agudos en el hombro y brazo derechos, con adormecimiento, peor escribiendo; debe dejar de hacerlo. Dolor en el miembro superior izquierdo, con adormecimiento. Dolor reumático en la mano derecha, de noche en cama. Dolores, rigidez y adormecimiento en los dedos. Pesadez en los miembros. Cansancio y pesadez en las piernas, con dolor en la rodilla izquierda. Dolor en la planta del pie izquierdo, con sensación de desmayo en todo el cuerpo. Dolor agudo en el dedo gordo derecho. 26 Insomnio antes de la 1. Pesadillas; sueña que se ahoga, con ataúdes, que orina. 27 Escalofríos con temblor en todo el cuerpo. 28 Prurito intenso en todo el cuerpo, peor de noche en cama, y que no mejora por el rascado. Persistentes placas de prurito que se siguen unas a otras en rápida sucesión en todo el cuerpo.